Estudios creativos y grupos cómicos promocionan plataformas inexistentes que constituyen una crítica a las soluciones cada vez más extravagantes que podemos instalar en nuestros dispositivos.