La renovación constante del aparato estrella genera todo un ecosistema a su alrededor