El sindicato, fundado el 12 de agosto de 1888, se enfrenta a un mercado laboral cada vez más precario y digitalizado